La elección perfecta de los textiles para el dormitorio.

Noticias

La elección perfecta de los textiles para el dormitorio.

amazilia_22_lr

En Amelia Delhom somos especialistas en interiorismo y decoración en general. Pero estamos orgullosos de poder decir que sabemos y mucho, de textiles de hogar. Y como no queremos guardarnos todo lo que sabemos, y porque además de ofreceros buenos productos estamos empeñados en asesoraros sobre ellos, hoy hacemos un recorrido por una de las habitaciones más importantes de una casa a través de sus textiles. Hoy os hablamos de los textiles en el dormitorio.

Los textiles en el dormitorio son fundamentales. Tienen obviamente, ese carácter funcional que solo en el dormitorio dejan claro los textiles que lo visten. No se puede imaginar un dormitorio sin telas. Pero esos mismos textiles, al igual que en otras habitaciones de la casa, también son elementos decorativos que pueden definir la buena o mala estética del espacio.

Por ello, a la hora de elegir los textiles en el dormitorio, atenderemos a dos necesidades generales; la funcional y la estética. Pero también, a su resistencia al uso, al tiempo y al lavado, y a necesidades concretas de cada objeto del dormitorio a cubrir con textiles. Estas necesidades pueden determinar desde el peso de la tela que debemos elegir, hasta el color, la textura o el estampado. Si tenéis dudas sobre todo ello, no tenéis más que entrar en la tienda de Amelia Delhom y preguntarnos. Pero como teoría general, aquí tenéis nuestros consejos sobre textiles en el dormitorio.

amazilia_22_lr

Los textiles del dormitorio cambiantes

Hay muebles para toda la vida. Hay objetos decorativos para toda la vida. Pero los textiles, no son elementos estáticos en un hogar.

No es que no existan telas que nos puedan durar para siempre en casa. La calidad de los textiles de Amelia Delhom superan esa prueba. Lo que ocurre es que cambiar los textiles es una de las formas más simples de modificar la decoración según nuestras necesidades, nuestros gustos, el clima o las modas. Por eso, ¿por qué no cambiar los textiles frecuentemente?

En el caso del dormitorio concretamente, la ropa de cama se puede cambiar tan frecuentemente como cada semana. Las cortinas cada nueva estación del año que inauguramos. Las alfombras cuando el frío o el calor lo requieran. Y hasta los tapizados se pueden cambiar cuando las modas nos convenzan de hacerlo.

La ropa de cama

Sábanas, colchas, edredones, fundas… los textiles en la cama de un dormitorio varían y deben hacerlo como ya hemos dicho.

Dejando de lado que estos siempre deben ser de calidad porque está en juego nuestro descanso, sobre diseños, colores, texturas o estampados para la ropa de cama, solo debe contar nuestro gusto personal.

Eso sí, cuando decimos “nuestro gusto personal” no solo nos referimos al gusto estético. Para elegir la ropa de cama también debemos elegir la textura, el peso y la calidez.

Podemos optar por combinar el diseño de la ropa de cama con los demás textiles del dormitorio o atrevernos con un contraste osado.

Palmetto_10_LR
La cortina

Para elegir la cortina del dormitorio, además de nuestro gusto personal que nos valdrá para decidirnos por un color o un estampado para esa cortina, debemos pensar en otros determinantes.

Si nuestro dormitorio es urbano, es posible que busquemos intimidad y la cortina puede ayudarnos a conseguirla. Una cortina tupida será una buena solución en este caso.

Si por el contrario queremos llenar el dormitorio de luz durante el día, elegiremos textiles menos pesados y menos tupidos.

Es importante mencionar en el caso de las cortinas en el dormitorio, que el tamaño de la ventana no debe siempre determinar ni el ancho ni el largo y alto del textil de la cortina. Por ejemplo, colocando una cortina más ancha que la ventana, podemos crear un efecto sorprendente aprovechando el textil.

No nos olvidamos de que, al igual que hemos dicho para la ropa de cama, el textil usado para la cortina de un dormitorio puede combinarse con el resto de textiles en la habitación; con todos o con algunos.

Las alfombras

Las alfombras son los textiles inolvidables en un dormitorio. Es en la habitación de la casa donde seguro caminaremos descalzos en algún momento del día. Por eso, buscando calidez y comodidad, no puede faltar una o varias alfombras en el dormitorio.

Las alfombras, si de buenos textiles se trata, pueden permanecer siempre colocadas en el suelo del dormitorio. Pero también, podemos cambiarlas de vez en cuando como ya hemos dicho.

Es muy recomendable usar diferentes alfombras para diferentes estaciones del año. O al menos, cambiar las alfombras a mitad de año. Colocaremos unas más pesadas, cálidas y texturizadas para meses fríos y unas más ligeras y suavizadas para los meses donde las temperaturas son más elevadas.

moderno21

Los tapizados

Los tapizados que a veces olvidamos, son también básicos en un dormitorio. Es posible que tengamos una butaca, un descalzador, una silla en el dormitorio o hasta que el cabecero de nuestra cama esté forrado con textil. Los tapizados de estos elementos se deben combinar con los demás textiles de la habitación.

Si los elegimos de calidad, nos durarán mucho más tiempo perfectos. Aunque como ya hemos dicho, los tapizados del dormitorio también se pueden cambiar fácilmente cuando la moda nos obligue o nos guste hacerlo.

¿Sabéis que en Amelia Delhom tenemos un servicio de tapizado? No hace falta cambiar todos los muebles para renovar un dormitorio, basta con algo de ayuda y asesoramiento de cómo hacerlo gastando menos.

alfombras-salon-lavables-a-maquina

Los cojines

Finalmente, no queremos olvidarnos tampoco de los cojines al hablar de textiles en el dormitorio. Una cama será mucho más apetecible colocando sobre ella algunos cojines.

La coordinación de sus colores, de sus calidades y de sus estampados con los demás textiles del dormitorio, puede ser la clave para que nuestro dormitorio se convierta en nuestro dormitorio soñado y para soñarlo.

teaser-jab-anstoetz-fabrics-melody