Consejos y trucos para refrescar la decoración de tu casa.

Noticias

Consejos y trucos para refrescar la decoración de tu casa.

refrescar-casa

Uno de los mejores consejos que podemos daros sobre decoración, es acerca de la decoración dinámica.  La decoración de casa, no solo se puede cambiar para cada estación, sino que se debe hacer al menos, dos veces al año. Hay que preparar la casa tanto cuando llega el frío, como cuando atravesamos la época del año más cálida. ¿Sabéis cómo hacerlo? ¿Sabéis qué hacer y cómo, en casa para el verano? Hoy os damos los mejores consejos para refrescar la casa.

90fad379df80fed0feafa08ff6532778

REFRESCAR LA CASA EN VERANO

– Los textiles que refrescan 

Cambiar los textiles, es la forma más común de refrescar la casa en verano. Además de que es muy muy fácil, cambiar la funda a los cojines o colgar otras cortinas, hacerlo por tejidos ligeros se vuelve una acción imprescindible para refrescar la casa.

Los textiles que más refrescan en casa, son los suaves, ligeros, vaporosos… y de colores suaves y estampados lisos o de colores brillantes.

Ojo que no se trata de renunciar a la calidad. En Amelia Delhom, decoración Valencia e interiorismo Valencia,  es posible encontrar textiles refrescantes, con las características que hemos dicho, pero con la misma calidad que cualquier otro tejido pesado.

Imagen5

 – Cerrar ventanas, pasar cortinas y bajar persianas 

Este es un consejo que se ha observado tradicionalmente en pueblos, pero que en las zonas urbanas hemos olvidado.

Con la llegada del aire acondicionado parece que ya no es necesario cerrar y oscurecer una casa para mantenerla fresca. Pero además de hacerlo es mucho más efectivo que cualquier tipo de refrigeración, también podemos ahorrar mucha energía.

La luz del Sol entrando directamente por los cristales de las ventanas aumentará la temperatura de una habitación rápidamente. Para evitarlo, hay que cubrir las ventanas en las horas de luz o en esos momentos del día en el que los rayos del Sol entran por ella directamente.

Podemos hacerlo bajando las persianas, cubriendo los cristales con cortinas o usando toldos, sombrillas o cualquier método para sombrear si hay espacio suficiente en el exterior.

 – Colocar plantas fuera y dentro de casa 

Pocas veces valoramos más que estéticamente el uso de plantas en la decoración. Pero hablando de refrescar la casa, se hace necesario presentarlas como uno de los grandes aliados para conseguirlo.

Además de que el color verde de la mayoría de las plantas es visualmente refrescante, no hay que olvidar que estas contienen en su interior esa humedad que refrescará realmente el ambiente donde se encuentren.

En el exterior de una casa, las plantas pueden sombrear y refrescar. Colocadas en el interior, las plantas también refrescarán por las razones que ya hemos dicho.

plantas

 – Cambiar los muebles –

Aunque este es un consejo que es posible que no pueda aprovechar todo el mundo por falta de espacio, merece la pena conocerlo.

Si es posible, alejar los muebles de las ventanas que son fuente de calor directo en verano, mejorará la temperatura en la habitación. Se trata de evitar que esos muebles acumulen el calor durante las horas del día y lo expulsen aún cuando el Sol se ha puesto.

Hay que tener especialmente cuidado con el sofá por ejemplo, un mueble que esperamos usar en nuestros ratos de descanso en casa y que por lo tanto hay que cuidar.

Y mención merece en este punto otro mueble; la cama que también,siempre que sea posible, alejaremos de cualquier ventana y luz directa en verano.

Y no solo de las ventanas, también cuentan para alejar los muebles de ellas, esas posibles paredes que acumulan calor por recibir en el exterior más horas de Sol.

 – Retirar alfombras 

Seguramente este es uno de los consejos más conocidos, aceptados y practicados para refrescar la casa en verano. Sin embargo, no conviene olvidarlo y por lo tanto lo metemos en esta lista.

Las alfombras, tan cálidas, acogedoras y apetecibles en los meses fríos, se vuelven molestas y agobiantes en verano.

Retirarlas es una buena solución. Y buscar alfombras de verano, que las hay, mejor para no sacrificar la decoración por refrescarla.

– Apagar luces y electrodomésticos

Aunque hoy día tenemos mucha de la iluminación en el hogar con bombilas LED, si no lo son, lo mejor para mantenerla fresca en verano es reducir su uso pues la iluminación tradicional produce calor.

Si no tenemos iluminación LED en casa, el verano puede ser el momento perfecto para cambiar las bombillas.

El mismo caso es el de los electrodomésticos como la televisión, el aspirador o la secadora. Cualquier elemento eléctrico en casa produce calor y por o tanto debe reducirse en lo posible su uso en verano.

Sobra decir que evitar hasta los electrodomésticos que parecen imprescindibles como la vitrocerámica o el horno, también es útil para mantener fresca una casa en verano. Quizá es hora de sumarse a las ensaladas.

– Crear corrientes de aire 

Y el consejo final es este; crear corrientes de aire en casa. ¿Cómo se hace? Abriendo ventanas opuestas en casa. Así de fácil.

Eso sí, lo haremos solo cuando los rayos del Sol no dan directamente en las ventanas. Ya hemos dicho que entonces, lo mejor es mantenerlas cerradas y tapadas.

Espero que os hayan gustado mis consejos. Recuerda que puedes suscribirte a nuestro blog. Cada quince días escribiremos sobre útiles consejos de decoración e interiorismo. Recuerda, en Amelia Delhom, decoración Valencia e interiorismo Valencia.